LA ZONA PÚBLICA : Ferramache.

Se encontraba en tercer grado penitenciario cuando tuvo que sentarse de nuevo ante un tribunal para responder por acusaciones de tráfico de drogas en la Audiencia Nacional. Junto a él, el líder de una organización de Sevilla con la que trabajaba para introducir hachís procedente de Marruecos utilizando avionetas para el traslado, y varios de sus colaboradores. 


En total, once acusados en la que se conoció como Operación Herradura, para los que la acusación pública reclamó en el juicio un total de 107 años de cárcel y 56 millones de euros en concepto de multas.

Al frente de la organización en Huelva, José Manuel Canela Vázquez, apodado como Ferramache, uno de los narcos conocidos por fiscales y policías Antidroga por su actividad en en territorio onubense, especialmente por controlar la zona de Ayamonte y la frontera con Portugal. Ferramache se ha dado a la fuga cuando tenía que entrar en prisión.

Según publica la periodista Rosa Font en pagina3huelva.es existe una orden de búsqueda contra el traficante, en paradero desconocido, cuando se hizo firme la sentencia de la Operación Herradura (emitida junio 2013), desarrollada a partir de 2010, cuando una avioneta se estrelló en suelo marroquí y desencadenó uno de los golpes más sonados contra el narcotráfico en Andalucía occidental.

La resolución judicial de la Audiencia Nacional, con el juez Fernando Grande-Marlaska como ponente, lo condenaba a la pena de 12 años y 7 meses de prisión y al pago de dos multas de 8 millones de euros como autor de un delito contra la salud pública, organización, extrema gravedad (uso de embarcaciones, aeronaves) y como dirigente de la organización, concurriendo la circunstancia agravante de reincidencia.

Canela Vázquez tiene a sus espaldas un amplio historial de antecedentes judiciales. Ha sido ejecutoriamente condenado en varias ocasiones por delito contra la salud pública, así por sentencia de mayo de 2000 (cuatro años, dos meses y un día de prisión), otra de diciembre de 2008 (15 años de prisión, pena impuesta por autoridades judiciales de Portugal).

Cuando se destapó la Operación Herradura, se encontraba cumpliendo condena y posteriormente en tercer grado penitenciario (desde el 28 de junio de 2010) de 15 años de prisión, que fue rebajada a 6 años y 9 meses por auto de la Sección Tercera de la Audiencia Nacional.




Más:

No hay comentarios:

Publicar un comentario

DEJA TU COMENTARIO