ESPAÑA ME MATA : Los "Pasillos" de Cospedal.


Tras una acalorada recriminación por parte de Cristina Granados, gerente del área integrada del hospital de Toledo, con el coordinador de urgencias del centro 'Virgen de la Salud', la gerente cesaba fulminantemente a este profesional de su puesto de trabajo. Los motivos, según los propios trabajadores del hospital y presentes en el momento, habían sido "no esconder a los pacientes que están en los pasillos hospitalizados para que no estén a la vista".


Granados ya mostró desde su llegada al centro de Toledo su énfasis en esconder la presencia de enfermos en los propios pasillos del centro, algo que ya era tónica habitual en el 'Virgen de la Salud' y que de hecho son unos pacientes que no están en los pasillos esperando una cama de hospitalización, sino que esa es su cama de hospitalización, en un lado del pasillo junto a los goteros y demás medios médicos.

Días antes, la supervisora de enfermería del hospital dejó voluntariamente su puesto de trabajo y presentó su dimisión cansada de la situación que se vivía en el hospital toledano y de los recortes propuestos por el Sescam y la Junta de Comunidades. 

Hospital Virgen de la Salud de Toledo - Foto.

Cristina Granados

La nueva gerente decidió, a su llegada al centro, iniciar unas obras para ampliar los servicios de urgencias del centro que según trabajadores del centro la única función que tienen es "esconder a los pacientes que siguen estando en los pasillos para que no se vean", obras que además no venían acompañadas de un aumento necesario de personal para cubrir las nuevas camas (los mismos profesionales tenían que encargarse de más pacientes, algo que ya no pueden hacer al estar al máximo de capacidad).




Los colapsos en el hospital 'Virgen de la Salud' de Toledo se han convertido ya en algo habitual si no fuera por la falta de humanidad que en diversos momentos se vive en los pasillos del centro y que familiares y enfermos se dedican en recalcar. Más.

Desde hacía meses los propios pacientes y familiares envían prácticamente a diario imágenes de cómo pasan su estancia hospitalaria en mitad de un pasillo, dándose con esa obra el caso agravante de que mientras en un pasillo un enfermo estaba hospitalizado en una camilla, a un metro de él había un albañil trabajando en las paredes del mismo edificio, circunstancias denunciadas numerosas veces.

Los propios trabajadores, que han criticado las formas de Granados, que consideran insultantes hacia los trabajadores, señalaban que todo el empeño de la nueva gerente del centro desde su llegada era "esconder a los pacientes. Que no se vea el estado precario que se sufre en el hospital". De ahí el cese inmediato del coordinador de urgencias, que ya había dejado su puesto de trabajo.




Una Campaña publicitaria del Partido Popular (PP), traspasa la línea del debido respeto al paciente enfermo, convaleciente o ¿fallecido?.



Con un pésimo gusto y, atentando contra la moral o la inteligencia de un colectivo como el de los pacientes y enfermos, el spot publicitario divulgado en octubre de 2015 por el Partido Popular español (PP), venía a cuestionar el respeto hacia el enfermo que un organismo, como el que ostenta el poder de gobernar, muestra a las claras con la postura más nefasta, enseñando la cara más oculta de quien gobierna para que, a su vez, quienes desaprueban sus políticas en materia de Sanidad (los pacientes), ostenten la razón que les hace ser críticos ante lo que los poderes les ofrecen, en este caso, que es el desprecio y la falta de respeto por la salud.

El spot fue presentado en un Acto celebrado en el Congreso de los Diputados el 14 de octubre de 2015 en el que además, se ofrecía cerveza de grifo (imagen).

Como parte de una pre-campaña electoral encubierta y siguiendo las instrucciones de las élites europeas o, al menos, adoptando algunas consignas que ordenan impulsar, a través de los Medios, el mensaje del "final de la crisis", el Partido Popular (PP), protagonizaba el mayor escándalo mediático, hasta la fecha, derivado de una campaña publicitaria, en la que, por medio de un spot, mostraba el proceso de recuperación, tras un coma, de una mujer, la cual representaba a España (como paciente). Entre la expectación que suscitó el criticado vídeo se hallaba la de un posible plagio. Las imágenes ofendían a muchos ciudadanos, no solo inmersos en procesos relacionados con la salud y la Sanidad, sino a profesionales. Más.

El spot tenía su respuesta inmediata en el mismo Medio audiovisual en donde había sido divulgado, Youtube, pero con "correciones". Más.

El Defensor del Paciente emitía un Comunicado con toda la crudeza del mejor análisis a la publicación audiovisual.


El 12.06.14, se conocía, por parte de la ministra de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, Ana Mato (PP), (cuya dimisión se produjo meses después, cuando el juez Ruz la señalara como beneficiaria de los negocios ilegales de su exmarido en el Caso Gürtel), el reconocimiento de autoridad pública al personal sanitario "en el ejercicio de sus funciones, para reafirmar su autoridad ante posibles agresiones". La aprobación se justificaba en algunos Medios, argumentando que la medida venía siendo reclamada en algunos ámbitos sanitarios, por parte de este Colectivo. Sin embargo, la misma no se presumía justificable, desde el punto de vista estadístico en el que se suponía debiera apoyarse la medida. Era claro y notorio el que la misma, no respondía a una crisis desencadenada por una espectacular ola de agresiones a facultativos que hicieran precisa la medida. Estas, respondían más bien, a otras de tipo cautelar, ante las posibles agresiones de las que pudiera ser objeto este Colectivo, derivadas de la pésima gestión o negligencia como consecuencia de una política de recortes en el sector sanitario.



Lo que parecía ser un hecho sin precedentes en la Sanidad española, se presentaba con el titular: "Polémica en Vall d'Hebron después de que un médico cargue dos muertos a los recortes". Según la información, el jefe del Servicio de Cirugía Cardíaca del Hospital Universitario de la Vall d'Hebron, dependiente del  Instituto Catalán de la Salud, CATSALUT, en Barcelona, denunciaba la muerte de dos pacientes como consecuencia de los "recortes". La controversia venía de la mano de la Dirección del Hospital que negaba los hechos.


Las reacciones a estos hechos, por parte del Hospital y el Instituto Catalán de la Salud (ICS), al que pertenece el hospital, derivaban en el cese de Manuel Galiñanes en su cargo, pero sin dejar de prestar servicios en el mismo. El corporativismo mostrado por el colectivo médico en situaciones en las que los pacientes han emprendido medidas legales para denunciar algún tipo de negligencia, parecía virar, en este caso, hacia la administración. El Defensor del Paciente, sin embargo, emitía un Comunicado bastante crítico en el que censuraba la medida. 








Más:
Un incendio en el Hospital Virgen de la Salud de Toledo obliga a desalojar a familiares y enfermos
El PP obliga a 45.000 pensionistas a dejar sus tratamientos médicos por no poder pagarlos
Los pacientes del Hospital Virgen de la Luz, en Cuenca, reciben la quimioterapia en pupitres
La Defensora del Pueblo denuncia que la saturación en urgencias se ha convertido en un fenómeno permanente
Carta contra el archivo de la causa de la nicaragüense que murió tras cuatro horas en urgencias
El pasillo paralelo donde esconden pacientes en el hospital de Toledo
Las urgencias de Toledo también saturadas como en los hospitales de Ciudad Real
Indemnizan con 32.000 euros a una mujer por las quemaduras sufridas tras una depilación láser
Clínica estética deberá indemnizar a un paciente por quemaduras con láser
Condenan a un falso cirujano a pagar 62.500 euros por una negligencia en una operación estética
Sanidad deberá pagar 106.000 euros por la muerte de una joven por un cáncer mal tratado
Vidas limitadas por operarse de la vista
Condenado un médico por no atender a un enfermo en la puerta del hospital
IU denuncia la "herencia envenenada" de los recortes ocultos en Educación y Sanidad que el Gobierno en funciones de Rajoy compromete con la Comisión Europea







No hay comentarios:

Publicar un comentario

DEJA TU COMENTARIO