LA ZONA PÚBLICA : Adiós I.U.

Dejo Izquierda Unida. Lo he venido pensando desde hace meses, pero hoy he tomado finalmente la decisión. Creo que hace unos treinta años que me afilié. Era joven entonces; y ahora mayor. Pero no es por eso, cada cual puede seguir trabajando en la medida de sus fuerzas o de su tiempo. Es que creo que a medida que pasan los años necesito más urgencias y más claridad en mi alrededor. 


Necesito saber bien con quién estoy y a dónde pueden venir conmigo. A qué nos llevan determinadas decisiones y con qué fuerzas contamos. He participado en IU durante muchos años y he tenido el privilegio de hacerlo desde muchas barricadas distintas: las áreas, la calle, los movimientos sociales, las instituciones. He sido feliz en ello y me siento agradecida por haber podido, desde mi modestísima posición, hacer algo por la gente.

Pero tengo urgencia por vivir, por saber que el tiempo que tengo, el escuálido tiempo que nos deja la patronal cada semana, puede ser utilizado para algo y no tirado a la papelera. Me ha defraudado profundamente la incapacidad de IU para comprender que el mundo está cambiando. La incapacidad manifiesta de ver que hay otra gente, otras bases, otras ansias de libertad y de derechos individuales y colectivos y que, desde el profundo desasosiego de esta sociedad, surgen las esperanzas. Pierdo el tiempo si sigo con IU. Lo pierdo porque no veo claridad en los asuntos que tocan.

IU vive aferrada a una institucionalidad banal y vacía de la que apenas salen frutos de interés, (por ejemplo el estupendo trabajo contra los desahucios) manteniendo un gobierno corrupto hasta la médula: No hay más que ver cómo asoma la punta del iceberg en los periódicos. La mayor parte de las corruptelas y vicios democráticos o antidemocráticos del PSOE apenas se ven, pero se sufren en esta sociedad empobrecida donde el déficit es tanto económico como de esperanza. 

En nuestra balanza de pagos, suben las prebendas y bajan las esperanzas; suben las conductas autoritarias y bajan las garantías democráticas, la capacidad de diálogo y de representación. IU no ha hecho nada para romper con estas dinámicas, quizás no se haya parado a pensar que la tolerancia con según qué cosas, acaba formando parte de nuestro pensamiento y de nuestra forma de actuar.

Ha habido decenas de oportunidades de romper el gobierno andaluz. La histriónica retirada de competencias de Vivienda de la Consejería de Obras Públicas por parte de la presidenta de la Junta debería haber terminado con un ajuste de cuentas político: “si me tocas me voy. Tu verás lo que haces”. No se entiende que estemos soportando y apoyando a un gobierno tan miserable, con la que está cayendo.

Hoy en este país hay alternativas. No digo que las haya para mí o para la gente. Digo que también las hay para IU; hay nuevas alianzas posibles; hay nuevos sueños; hay nueva gente. Y frente a lo nuevo, la vieja utopía, tan necesaria, emerge y vuelve a estar entre nosotros, tan poderosa ella, la Utopía. IU debe buscar las alianzas que hagan soñar a las gentes.

En este contexto es difícil comprender la necesidad que IU manifiesta de aferrarse a un poder que está y es profundamente corrupto. No lo entiendo. Si IU sale del gobierno andaluz, habría tanta gente contenta! Si IU da un verdadero giro a la izquierda y se alía con la gente de la calle ¡¡sería tan estupendo!!. 

Pero habría que cambiar de raíz el concepto de participación para abrir las puertas a diálogos fluidos y alegres, vivos y esperanzadores donde la gente sienta que no hay tutelaje político, sino un fuerte deseo de cambiar el mundo. Pero cuando IU convoca, lo hace con su claqué social, aquéllos que llevan decenas de años militando en IU y ahora, en chiringuitos de IU, se han convertido en yayoflautas, hispanocubanos o propalestinos, por poner algunos ejemplos. 

¿es esa la forma de crear redes sociales? No, es la forma de destruirlas, porque, de hecho, a veces aparecen en bandada y rompen cualquier acuerdo real con la ciudadanía, porque, siendo los mismos, han acumulado una gran cantidad de siglas: IU, PCA, PCE, JC, Unadikum, Asecop, Paz Ahora, Asociación Hispano Cubana, los yayoflautas…. ¡Son los mismos! Y lo que es peor, todos responden a un mismo criterio y a una misma disciplina.

 Y ahora voy a explicar por qué IU no lo hace. Pues muy sencillo: sigue dispuesto a seguir pactando con la derecha. Le resulta más cómodo, hay menos movimientos, menos vaivenes, se mueven menos los sillones, no sé. 

Hay toda una estructura de control y poder en IU y en el PCE que se ha limitado a controlar a las asambleas de base y que ha impedido una alteración del ritmo previsto de las cosas. Como las olas del mar, una tras otra, IU ha preferido seguir subiendo y bajando sin tener la valentía de formar remolinos sociales, levantar mareas, inundar las ciudades. Piensa que con el ir y venir de las olas es posible que la roca se vaya horadando. Pero el ritmo del mar no es el ritmo humano y mucha gente se ha cansado de esperar.

La muestra de que eso es IU ha sido la última declaración del Parlamento Andaluz sobre la Cuestión Palestina. Dice que, “con motivo de la declaración de Naciones Unidas de 2014 como el  Año de Solidaridad con el Pueblo Palestino, el Parlamento Andaluz pide el cumplimiento de las Resoluciones de NN.UU.; el respeto a los derechos humanos de los palestinos y palestinas; el respeto a los derechos colectivos como pueblo y algo tan abstracto como “el principio de retorno de las personas y comunidades a las tierras y casas de las que fueron expulsados” (con esta ambigüedad lo firman hasta los judíos que quieren retornar a la tierra prometida). La perla final es que el Parlamento andaluz “Hace un llamamiento a un arreglo negociado del conflicto?

¿Un arreglito? ¿para qué?, ¿en favor de qué o quien?; ¿POR QUÉ? ¿POR QUÉ IU SE HA PASADO AL BANDO QUE MANTIENE LA CONSPIRACIÓN DEL SILENCIO Y ALIENTA A LOS ASESINOS PAGANDO CON SU PARTE DE MUTISMO INSTITUCIONAL LA IMPUNIDAD QUE HOY ISRAEL UTILIZA PARA ASESINAR A LA POBLACIÓN CIVIL PALESTINA?

El 22 de julio, cuando se firmó esta declaración habían muerto ya 596 palestinos de los cuales 151 eran niños. Había 3.179 heridos y se habían atacado 469, de resultas de lo cual, muchas de ellas ya quedaron destruidas. En esta declaración no hay ni una sola palabra que condene a Israel por este ataque, ni una palabra sobre Gaza. Ni siquiera la nombran, por dios, ni siquiera nombran a Gaza. 

El objetivo de Diego Valderas era pactar con las otras fuerzas representadas con un texto que debía de haber sido elaborado con anterioridad, sin duda por alguna persona de buena voluntad, y que deja mucho que desear tanto en cuanto a su fondo, como en cuanto a su forma, que está claro que no es una declaración política, que no es un texto político trabajado bajo la urgencia de una catástrofe humanitaria y política como es hoy Palestina en su conjunto. 

Amigo Diego Valderas, esa declaración es una mierda. Me avergüenza, me indigna. No me siento representada en ese Parlamento. Y da pena que encima seáis vosotros los que estéis al frente tanto de esta iniciativa paupérrima como de la Cooperación internacional, con la manifiesta incapacidad demostrada para defender los derechos de los pobres del mundo.

Mientras que innumerables organizaciones de cooperación internacional y de defensa de derechos humanos esperábamos una declaración contundente que hiciera visible la presencia y la fuerza de IU en el Parlamento Andaluz, lo que ha quedado de manifiesto es que para ellos es más importante que IU haga alianzas con PP y PSOE antes que con la gente de la calle, las organizaciones sociales, la gente de bien, o lo que es lo mismo: mientas que esta sociedad se radicaliza porque está cansada de recortes, de mentiras y corrupciones, IU sigue manteniendo al PSOE en el poder, que ha firmado acuerdos con Israel en momentos de verdadera vergüenza para todos;  y, girando a la derecha hasta tocar al PP insiste en que sus alianzas son sociales, son con la gente, son con la izquierda. Es mejor predicar con los hechos.


Os dejo esta foto. No sé si ese chico gazawi os ve o no os ve. Yo creo que sí, que nos ve a todos. Y debe aterrorizarse más por lo que no hacemos los testigos, que por lo que hacen los asesinos. Adiós IU.

Cristina Ruiz Cortina es concejala en el Ayuntamiento de MálagaPremio provincial de Solidaridad 2008.

Carta perteneciente a José Pichardo Flores, Concejal de IU, en este caso de la localidad Onubense de Villarrasa, en la que también presenta su retirada de las filas de esta formación, publicada el 19 de agosto de 2014.



Más:

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

DEJA TU COMENTARIO