LA ZONA PÚBLICA : Endesa o el Chalét del Director

Dos meses después de ser nombrado director de la Agencia Andaluza de la Energía, Luciano González García, dimitió de su cargo al transcender que tenía una casa en Yunquera (Málaga) levantada en suelo rústico sin que constara licencia ni documento alguno en el Ayuntamiento de este municipio de la Sierra de las Nieves.


Luciano González García

Así mismo, resultarían ilegales los enganches al sumunistro eléctrico, entre otros. Por lo que Endesa, también incurriría en una infracción al suministrar energía eléctrica a una vivienda ilegal, según fuentes Municipales. 

Imagen que recogía aún y tras la dimisión, la Web de la Junta de Andalucía, en la que seguía apareciendo el cargo de Luciano González.

La dimisión la presentó el 18 de marzo de 2014 por la tarde. El consejero de Economía, Innovación, Ciencia y Empleo, José Sánchez Maldonado, lo confirmó en una rueda de prensa posterior a la reunión del Consejo de Gobierno en el Palacio de San Telmo de Sevilla, donde presentaba el decreto ley de Impulso a la Construcción Sostenible de Andalucía, del que precisamente Gónzález García fue su inspirador.

La renuncia de su director general fue admitida, después de que este le "rogara" que la aceptara para poder defenderse de las acusaciones.


José Sánchez Maldonado

El alcalde de Yunquera, José Antonio Víquez (PP), ordenó a la Policía Local que hiciera una inspección en la zona, al tiempo que los técnicos municipales también realizaban comprobaciones catastrales que permitieron poner de manifiesto que en una parcela de regadío de  10.800 metros calificada como rústica se había construido un chalé de unos 130 metros a pesar de que la finca, a lo sumo, podría albergar una caseta de aperos de no más de 40 metros. 

La segunda cuestión que se descubría era que no existía ningún documento relativo a esta vivienda en el Ayuntamiento de Yunquera: ni la licencia de obras ni su solicitud. Tampoco había documentos que acreditaran la apertura de ningún expediente de disciplina urbanística

José Antonio Víquez

El único rastro documental que se había hallado era un decreto de alcaldía firmado en junio de 2003 en el que se acordaba el suministro de agua de la red municipal.

Luciano González, nació en Málaga en 1950, y ocupaba este importante cargo desde el 14 de enero de 2014, por lo que sólo permaneció en el cargo poco más de dos meses. 

Licenciado en Filosofía y Letras en la especialidad de Geografía e Historia, y diplomado en Magisterio, desde 2005 ocupaba la presidencia de la Fundación para el Desarrollo de la Formación Profesional.

El ya ex director general había sido responsable de los programas de Investigación y Cooperación de la Fundación Globalia entre 2002 y 2005, presidente, vicepresidente y vocal de la Fundación para la Formación Continua, de 1994 a 1998, y vocal del Consejo General del Instituto Nacional de Empleo de 1992 a 1998, así como miembro del Consejo Superior de Investigaciones científicas.

En el plano puramente político llegó a pertenecer a la ejecutiva nacional de Juventudes Socialistas. Con 28 sufrió un revés al ser sancionado por su partido con la suspensión de militancia durante dos años acusado de proferir insultos contra dirigentes en una asamblea del PSOE de Málaga.

En su faceta de sindicalista hizo carrera en UGT, organización en la que ocupó cargos a nivel federal. Concretamente llegó a ser secretario general de la Federación de Trabajadores de la Enseñanza.

Como director general de la Agencia Andaluza de la Energía, era, el interlocutor del Ejecutivo andaluz con las compañías eléctricas y el encargado de poner en marcha el plan que aprobaba el Consejo de Gobierno de la Junta de Andalucía para «modernizar» el sector de la construcción a través de eficacia energética con una inversión de 200 millones de euros.

Casa del director de Energía de la Junta de Andalucía 

En las declaraciones de Sánchez Maldonado, este afirmaba que: "No sé si será verdad o no que la finca sea ilegal, pero ayer él me llamó para poner su cargo a disposición de este consejero rogándome que yo lo admitiera con el objetivo de tener las manos libres para poderse defender donde corresponda de manera que no lastimara al Gobierno andaluz, así que he aceptado la renuncia a título personal".

Al ser cuestionado sobre si conocía que el recién dimitido alto cargo disfrutaba de luz y agua ilegal en su propiedad, Sánchez Maldonado se encogía de hombros y afirmaba: "No le voy a pedir que me enseñe el recibo de la luz a un amigo". 

Sobre la afectación del escándalo al Ejecutivo andaluz, el titular de Economía estaba "convencido de que ni me afecta a mí ni a la imagen del Gobierno de Susana Díaz: afectan a un señor particular y es un tema eminentemente personal".



Endesa Hogar.




Más:




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

DEJA TU COMENTARIO